De Chihuahua a Baja California Sur

Nuestro Tour a bordo de El Chepe

Tour a bordo de El Chepe
Foto: El Chepe // The Welcomers

En nuestra memoria, hay una palabra que describe al estado de Chihuahua: imponente.

Atravesar sus poblaciones, sus cascadas y sus paisajes infunde respeto, y una sensación de que sus montañas fueron creadas por seres gigantes. Las Barrancas del Cobre son cuatro veces más grandes que el Cañón del Colorado y el tren que atraviesa la sierra, el Chepe, recorre 653 kilómetros de este paisaje en cuyas cuevas habita la gente de los pies ligeros, la comunidad rarámuri de México.

Decidimos empezar por Chihuahua para hacer nuestro recorrido. Atravesamos la sierra tarahumara en el Chepe y luego tomamos un ferry nocturno hacia Baja California Sur; pero también puede hacerse en el sentido contrario, de Baja California Sur hacia Chihuahua.

Una parte del recorrido la hicimos en camión y el Chepe lo tomamos desde donde empiezan las mejores vistas de la sierra: la estación Divisadero.

DÍA 1

Cuauhtémoc

El Chepe
Foto: Menonitas // México Desconocido

Nosotros comenzamos en la ciudad de Cuauhtémoc, porque queríamos conocer a la comunidad menonita, visitar sus casas y escuelas, comer en alguna de sus pizzerías famosas en la región, probar sus quesos y entrar al museo. Pero llegamos en domingo, y como justo el domingo es su día de guardar, sólo alcanzamos a visitar el Museo y Centro Cultural Menonita ($30 pesos), que se supone es una réplica de sus casas, y que encontramos abierto sólo por la celebración de los 95 años de la comunidad menonita en Chihuahua. Así que si quieren conocer más de Cuauhtémoc y los menonitas, no vayan en domingo.

*El taxi desde la estación nos costó $125 pesos y otros $125 de regreso.

Creel

El Chepe

Llegamos al Pueblo Mágico de Creel a las 6 de la tarde. Este punto se considera la puerta de entrada de los recorridos en Barrancas del Cobre y la Sierra Tarahumara, y el lugar donde se concentra la comunidad más grande de rarámuris, que se distingue por habitar las cuevas de la sierra, sobre la que transitan de un lugar al otro en sus coloridos atuendos.

Desde aquí ya se pueden ver los rieles, probar el sotol, oler la sierra. Toma tus precauciones, porque el frío del norte no es cualquier cosa. Aunque durante el día el clima es templado, por la noche baja la temperatura, así que prepara tu gorro y un par de capas de ropa.

DÍA 2

San Ignacio Arareko

El Chepe
Foto: Rarámuri en la sierra// The Welcomers

Cerca de Creel está San Ignacio Arareko, una comunidad tarahumara en la que puedes practicar actividades de aventura (kayak, pesca) y conocer la Cascada de Cusárare, además de varias iglesias jesuitas y los Valles de Los Monjes y de los Hongos, nombrados así por la forma de sus piedras.

Si retomas el camino hacia a Creel, encontrarás la cascada permanente más alta de México: Basaseachi. Si quieres conocerla, te recomendamos ir de julio a septiembre, en temporada de lluvias. 

También, al sur de Creel están las pozas de aguas terminales de Rekowata. Si tienes tiempo y ganas de aventura, lleva tu tienda de campaña.

Alojamiento en Creel

Depende de tu presupuesto, puedes encontrar opciones desde $350 a $1300 pesos, en cabañas o villas, respectivamente.

DÍA 3

Barrancas del Cobre

El Chepe
Foto: Barrancas del Cobre// The Welcomers

Llegamos en autobús a la estación Divisadero, con el dinero exacto para pagar el transporte al parque de atracciones de Barrancas del Cobre, para el tren y un par de cervezas. Resulta que en Divisadero no hay cajeros, pero afortunadamente la mayoría de las cabañas y hoteles aceptan pago con tarjeta. Así que para ir más holgado, toma tus precauciones desde antes de llegar.

En Divisadero, además de una vista maravillosa de las montañas, un mercado de comida, y un puente colgante, está el mirador de Piedra Bolada, uno de los más emblemáticos de las Barrancas del Cobre, por la roca que se balancea sobre el vacío.

Si decides hospedarte aquí, los precios oscilan entre los $600 y los $3500 pesos, según elijas una cabaña en las zonas aledañas o un hotel cercano a la estación con vista a las montañas. Al día siguiente puedes visitar el parque de atracciones de Barrancas del Cobre y tomar el teleférico o lanzarte en la tirolesa más grande del mundo.

El Chepe
Foto: Las Barrancas del Cobre// The Welcomers

Barrancas del Cobre debe su nombre a una cañada famosa por sus minas de cobre a lo largo de 600 km. Entre las más importantes están: Urique, la más profunda de México; La Sinforosa; Batopilas, donde viven algunas de las comunidades tarahumaras más tradicionales; Candameña, donde están Piedra Bolada y Baseaseachi, y la peña El Gigante, Huapoca y Chínipas, una de las menos conocidas, en donde está la misión más antigua de la Sierra Tarahumara.

El Chepe

Nosotros no hicimos reservación para el Chepe porque no teníamos muy claro qué día lo tomaríamos. Pero, sobre todo si viajas en temporadas altas, mejor llama por teléfono para reservar antes de hacer el viaje. Aún no se puede comprar en línea. Así que a la antigüita:

Informes y reservaciones:

018001224373

016144397212

chepe@ferromex.com.mx

www.chepe.com.mx

La otra opción es, como hicimos nosotros, investigar los horarios y estar ahí de 15 a 30 minutos antes, para alcanzar lugar y comprar el boleto directamente en el vagón. No es necesario que tomes todo el recorrido. Puedes subir al tren en la estación que quieras, pero lo mejor comienza desde la estación Divisadero con dirección hacia Los Mochis.

*El Chepe cuenta con un tren de Primera Clase ($1346) y otro de Segunda Clase (mucho más barato, $850); pero salen en distintos días. En el sitio puedes revisar las fechas.

*Las vistas más impresionantes están del lado izquierdo del tren. Si vas a reservar, que sea en los asientos de la izquierda.   

La ruta del ferrocarril Chihuahua-Pacífico ha sido considerada una de las obras de ingeniería más importantes del mundo: el llamado Chepe recorre 653 kilómetros, 86 túneles y 37 puentes, y a bordo del Chepe tendrás una impresionante vista de la Sierra durante varias horas seguidas. De Divisadero a Los Mochis serán alrededor de seis y si, como nosotros, decides seguir rumbo a Baja California Sur, te tomará casi una hora en taxi llegar por la noche a la estación desde donde parte el Ferry a medianoche para atravesar el Golfo de California.

COSAS QUE HICIMOS Y LUGARES QUE NOS GUSTARON

El Chepe
Foto: Las gorditas del norte // The Welcomers

1.  Visitamos la cascada de Cusárare, cerca de Creel, y descendimos por la montaña para observar la caída de agua desde abajo.
2. Estando cerca de la estación Divisadero, nos despertamos muy temprano para dar una caminata y ver el amanecer desde lo alto de la montaña. Hay una vista impresionante desde donde se puede ver nacer al Sol muy cerca de un hotel que se llama El Mirador.
3. Probamos unas gorditas deliciosas hechas con harina y chile colorado en la estación Divisadero.
4. Prendimos una fogata por la mañana y otra por la noche, y tomamos mezcal completamente puro, hecho con agave silvestre.
5. Nos lanzamos en la tirolesa más larga del mundo, en el parque de aventuras de Barrancas del Cobre. Si llevas cámara fotográfica, es un lugar perfecto para capturar las mejores imágenes de la sierra.

De Los Mochis, el punto final de nuestro recorrido en El Chepe, nos seguimos a Los Cabos

De Chihuahua a Baja California Sur
Tagged on:                     

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *