La Ruta de la Independencia y los mejores lugares para visitar en Guanajuato

La Ruta de la Independencia y los mejores lugares para visitar en Guanajuato

Te llevamos de viaje por Guanajuato para que conozcas su importancia en la historia de México y la denominada Ruta de la Independencia.

Hace 208 años, durante el mes de septiembre, Miguel Hidalgo y Costilla dio inicio al movimiento armado que culminaría con la Independencia de México. Diferentes ciudades del estado de Guanajuato fueron escenarios clave para batallas y otros acontecimientos trascendentales en este capítulo del país, así se creó la Ruta de la Independencia.

Protagonistas de la Guerra de Independencia.
Los protagonistas de la Independencia.

En la actualidad, poblados como San Miguel de Allende, Dolores Hidalgo, Guanajuato y Atotonilco conforman la “Ruta de la Independencia”, cada uno con diferentes anécdotas y atractivos turísticos para compartir con los viajeros.

Dolores Hidalgo, el lugar donde todo comenzó

En 1803 arribó a la congregación de Dolores, en Guanajuato, Don Miguel Gregorio Antonio Ignacio Hidalgo-Costilla y Gallaga Mandarte Villaseñor, mejor conocido como Don Miguel Hidalgo. Desde su llegada se interesó en realizar actividades para beneficio de la comunidad, entre ellas, la enseñanza de oficios e instalación de espacios donde se pudieran practicar.

La Parroquia de Nuestra Señora de Dolores, la cual continúa siendo uno de los sitios más visitados de este Pueblo Mágico, fue el lugar donde todo comenzó. El sonido de las campanas, hechas sonar la madrugada del 16 de septiembre de 1810, marcó el inicio de la guerra.

Existen diferentes teorías respecto al interés de Miguel Hidalgo por la lucha de independencia, por ejemplo, el escritor Eugenio Aguirre, comenta que el sacerdote era una persona con “mucha chispa”, alguien divertido que disfrutaba del teatro, un hombre culto, sensible a las problemáticas sociales e inteligente. No obstante también era una persona con conflictos.

Esta teoría argumenta que Hidalgo no buscó a la conspiración para iniciar la lucha, sino que los miembros de la conspiración fueron quienes se acercaron a él, la razón fue el afecto y estima que la sociedad sentía por él. Y, finalmente al ser un hombre con dinero, el cual vio afectados algunos de sus intereses debido a los impuestos establecidos por la Corona española, decidió unirse a la causa y encabezarla.

San Miguel de Allende, una ciudad virreinal

Pueblo Mágico de San Miguel
San Miguel de Allende.

Antes conocido como San Miguel el Grande, el Pueblo de San Miguel de Allende, recibió a los más de 1,200 hombres que conformaban el ejército insurgente. Esta ciudad vio nacer al capitán Ignacio Allende, razón por la que en 1826 el Congreso decidió modificar su nombre.

El edificio que hoy alberga el Palacio Municipal de San Miguel de Allende sirvió como morada y espacio para reuniones entre los miembros del movimiento de independencia. De hecho, ahí se estableció la Primera Junta Gubernativa, la cual fue un parteaguas en la búsqueda por instaurar un nuevo gobierno.

Hoy en día quienes visiten este colorido Pueblo Mágico, ubicado en el Bajío, pueden disfrutar de un deleite visual gracias a su arquitectura del siglo XVII y XVIII, destacan: el Templo de San Felipe Neri, la capilla de la Santa Cruz del Chorro y La Casa del Inquisidor.

Guanajuato, ciudad de valientes

Justo en la capital del estado se libró una de las batallas más famosas y trascendentales para el movimiento de Independencia, la toma de la Alhóndiga de Granaditas, la cual estuvo a cargo de Miguel Hidalgo y Costilla, Ignacio Allende, Juan Aldama, Mariano Abasolo y Mariano Jiménez.

Fue el 28 de septiembre de 1810, cuando más de 20,000 hombres rodearon la Alhóndiga y al ver descubierta la entrada se abrieron paso. Esto después de que Juan José de los Reyes Martínez, mejor conocido como el “Pípila”, se echara una losa en la espalda para arrastrarse hasta la puerta del edificio y la incendiara.

Guanajuato y sus espacios.
La ciudad de Guanajuato.

Después de servir como granero, penitenciaría, cárcel, escuela y juzgado, en la actualidad el recinto funciona como museo y espacio para la investigación.

Atotonilco, el estandarte del movimiento insurgente

El pueblo de Atotonilco es quizá uno de los sitios menos conocidos del movimiento de independencia, sin embargo, aquí el cura Hidalgo pronunció sus célebres frases: ¡Viva la independencia! ¡Viva la América! ¡Muera el mal gobierno!

Además, después de una visita al Santuario de Atotonilco, en compañía de sus tropas, los líderes del movimiento decidieron tomar una pintura de la Virgen de Guadalupe como estandarte de la lucha, esto con el objetivo de generar aún más empatía con el pueblo. La imagen se puede apreciar en el Museo de la Independencia que se localiza en Dolores, Hidalgo.

La Ruta de la Independencia es un recorrido que se puede hacer en cualquier época del año, sin embargo, el mes de septiembre es ideal por el contexto y las celebraciones que se llevan a cabo en cada uno de estos lugares.

En The Welcomers, queremos que tengas verdaderas experiencias en México, que recorras el país en compañía de expertos en los temas y lugares. En esta ocasión quién mejor que un historiador para acompañarte a recorrer el estado de Guanajuato.

Fuente: Travel by Mexico, México Desconocido, Página web del Estado de Guanajuato, INAH, Travel León, Expansión.

La Ruta de la Independencia y los mejores lugares para visitar en Guanajuato

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *